Blogia
Una piraña en el bidé

Una muerte en la familia

Esta madrugada ha muerto la abuela de Rebeca. Ya era mayor, cumplía este año los 95 y estaba bien de salud. El jueves le dio un ictus cerebral fulminante que la dejó en coma hasta que ha muerto. Ha sido todo muy rápido. A pesar de que fue una persona muy particular con sus manías, fuerte carácter y forma de ser, me gustaba y creo que en los años que la he conocido terminamos por conectar.
No me acostumbro a esta putada que es la vida, a un día estar y al siguiente no. El hecho de vivir en un estado de agnosticismo perpetuo (lo hago sobre todo por consolarme, por que andaría mas angustiado y más pesimista de lo que soy si me autoconvenciera de que no hay nada) me convierte en un enamorado de la vida y al margen de como pudo ser esa persona o no (mejor persona o peor, más cariñosa o menos) me jode sobremanera el hecho de dejar de verla para los restos y que el paso del tiempo y las generaciones terminen por olvidarla, por olvidarnos a todos sin remedio.
No puedo entender como hay gente de mi edad y más jóvenes que dicen estar preparados para la muerte, que lo aceptan como una cosa mas de la vida. No acepto a la pálida dama y lo llevo fatal. A lo mejor es inmadurez. Espero que el paso del tiempo me dé la cordura, la sabiduría y el valor necesarios para afrontar mi propio destino y el de los que me rodean. Siempre que alguien fallece me es imposible no sentir miedo.
Si estás en un sitio mejor como dice el cura, cuídate Nati...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

2 comentarios

La Piraña del bidé -

Sencillo...pero triste después de tanta conciencia, tanta inteligencia y tanta historia. Y para colmo cuando empiezas a tener la lucidez que dan los años te vas al valle de Josafat...
Quiero ser inmortal! Vampiricenme a mi y a los mios!!

rulifu -

Piensa que sólo somos átomos, es sencillo.
Saludos para Rebeca.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres